Podologia Infantil: pies valgos por hiperlaxitud ligamentosa

Podologia Infantil: pies valgos por hiperlaxitud ligamentosa

La figura de podólogo pediátrico no existe como especialización, todavía…

En la mayoría de casos el niño o niña llega a la consulta bien porqué el pediatra recomienda a los padres una visita podológica, bien porqué algún miembro de la familia que ya es paciente de la consulta aprovecha para preguntar o lo más habitual que suceda es que los padres vean algo que les llame la atención.

En el caso del pie valgo infantil, famoso donde lo haya, se tiene que diferenciar en dos tipos:

  • El fisiológico, no hará falta tratar
  • El que es susceptible a provocar alteraciones de la marcha y que es conveniente realizar tratamiento

El punto más alto del arco interno del pie es el hueso del escafoides, donde también se inserta el tendón del Tibial Posterior de suma importancia en la marcha puesto que actúa de propulsor. El núcleo de osificación del Escafoides se forma alrededor de los 3 años de edad por lo que hasta entonces es normal visualizar el pie del bebé-niño plano. Esto no nos debe preocupar pero sí que es recomendable realizar una revisión podológica en esta etapa para que el profesional podólogo pueda valorar si la evolución del pie valgo fisiológico durante la infancia puede conllevar a disfunciones de la normomarcha.